Paz para las mujeres

El cuerpo de las mujeres siempre ha sido utilizado e instrumentalizado por la sociedad patriarcal en beneficio de los hombres. Se nos ha negado ser dueñas de nuestra sexualidad y de nuestra capacidad reproductiva durante miles de años al mismo tiempo que se nos ha sometido mediante una violencia sexual normalizada, legitimada. No ha habido un sola sola guerra o conflicto armado que no se saldara con violaciones a las mujeres del “bando perdedor” y estas agresiones han quedado y siguen quedando impunes a día de hoy. Sí, nuestro coño ha sido siempre un territorio de conquista, una extensión de sus campos de batalla y también una máquina expendedora de billetes. Y no, esto no son cosas del pasado, porque a día de hoy nos siguen violando, comprando, vendiendo, utilizando como receptáculos de semen en la prostitución y como vasijas en los vientres de alquiler. Pero ahora somos muy conscientes de ello y no vamos a parar hasta que nos devolváis nuestro sexo, nuestra libertad, nuestra vida. Reclamamos #pazparalasmujeres

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *