Solo sí es sí, Cayetana

Sí, Cayetana, solo si hay un sí no es una violación. ¿Y sabe por qué? Porque los niños y niñas abusados por sus pederastas no dicen no (porque sus pederastas son sus padres, sus abuelos, sus profesores). Porque tal y como han afirmado psicólogos expertos con más solvencia que la suya, un mecanismo de defensa para sobrevivir ante una agresión sexual es entrar en estado de shock y disociarse de lo que está pasando. Porque las mujeres drogadas con burundanga, oanestesiadas, o inconscientes por cualquier razón no pueden expresar un sí. Tod@s ell@s están siendo violad@s porque no hay un sí explícito. 
Y sí, el feminismo es una lucha desquiciada por tener los mismos derechos y las mismas oportunidades. Desquiciada porque vivimos en una Europa en la que el 55% de las mujeres ha sufrido acoso sexual, una España en la que se denuncia una violacion cada 5 horas y entre el 70 y el 80% no se denuncian. Porque el 80% de los adolescentes conoce en su entorno la violencia de genero. Porque ustedes y (su vergonzosa escisión, VOX) hacen su campaña negando estas cifras y borrando los nombres de las asesinadas. Pero sobre todo, ocultando a los verdaderos victimarios. No todos los hombres son violadores, señora Cayetana, pero sí todos los violadores son hombres. No todos los hombres son asesinos, pero sí todas las mujeres asesinadas de las estadísticas de VG murieron a manos de hombres. También Laura Luelmo o Lily, que no cuentan en sus estadísticas. No todos los hombres son puteros, claro, pero el 99% de los puteros son hombres. Esta es una lucha desquiciada por la libertad de todas las mujeres y no solo de unas pocas, de las suyas. Una lucha contra la violencia sexual, económica, institucional, la violencia física y psicológica contra las mujeres, apuntalada por un sistema que permite que se nos pague menos, que se nos cosifique y mercantilice, que se siga abusando de nosotras. Una lucha de esclavas que ha llevado demasiado siglos. Decía Simone de Beauvoir, filósofa a la que usted no le ha dado la entidad suficiente como para leerla, que la desigualdad se mantiene porque el patriarcado tiene aliadas entre las oprimidas. Como usted.
¿Qué es lo más grave que ha hecho el feminismo contra los hombres? Romper el silencio y contar lo que nos hacen, escribirlo en pancartas y gritarlo en las calles. 
La violencia machista es una pandemia para la ONU pero para usted es una exageración. Ayer dejó claro a quién le hace la campaña. Y sí, ninguna puede hablar por el resto. Usted tampoco. Las mujeres hemos hablado cada #8M. Y volveremos a hacerlo el próximo 28 de abril en las urnas. Ahí lo verá claro: sólo sí es sí

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *